En el último año las muertes por accidente de tráfico han crecido un 10,4% en Estados Unidos

Smartphone al volante, peligro constante

En España la DGT ha instalado casi 300 radares que captan a los conductores que manipulan su teléfono o no llevan puesto el cinturón de seguridad.

coches-y-smartphone

A pesar de las nuevas funciones que incorpora nuestro smartphone no siempre se convierte en el compañero de viaje ideal.

18/11/2016.- Precaución amigo conductor, las apps son peligrosas. No es un mensaje de la Dirección General de Tráfico, aunque podría formar parte de sus avisos y más si tenemos en cuenta los preocupantes datos que llegan desde Estados Unidos.

En norteamerica se ha registrado el mayor ascenso porcentual de muertes por accidentes de tráfico de los últimos años, según los datos publicados por la Administración Nacional de Seguridad Vial. Y entre sus principales causas se encuentra el uso del móvil al volante.

La mala combinación de usar el móvil y conducir

17.775. Ésa es la cifra de personas que perdieron la vida conduciendo en Estados Unidos durante los primeros seis meses del año tras 40 años de caídas. La cantidad supone un sustancial crecimiento del 10,4% de muertes en comparación con el mismo periodo de 2015 y que comienza a preocupar debido a la implicación del smartphone en muchos de esos casos.

Un filtro de Snapchat se usa para conocer a qué velocidad se conduce

Por todos es conocido el gran riesgo que supone usar el móvil mientras se conduce. Sin embargo, las numerosas aplicaciones que habitan en nuestro teléfono han comenzado a ser una causa más de accidentes. Por ejemplo, este mismo año en Nueva York se reportó como la causa de un accidente se encontraba el uso de un filtro de Snapchat que se empleó para saber a qué velocidad se circulaba.

Según el The New York Times, el Departamento de Transportes ha elaborado un plan de acción para evitar este tipo de sucesos endureciendo las sanciones a aquellas personas que no usen el cinturón o que conduzcan estando ebrios.

coches-y-smartphone-2

Las apps se pueden convertir en un potencial enemigo si decidimos hacer uso de ellas al volante.

Coches conectados, ¿un problema añadido?

El smartphone se ha convertido como un elemento fundamental de nuestro día, por lo que conectar nuestro terminal con todo tipo de dispositivos es una de las ambiciones de muchos fabricantes. También de las propias marcas de coches, que continúan haciendo avances a través de la inclusión de servicios adicionales y asistentes inteligentes.

Algunos expertos desaconsejan el uso de asistentes inteligentes en el coche porque relajan al conductor

Sin embargo, estos nuevos sistemas se están comenzando a poner en entredicho ya que desde diversos frentes han comenzado a dudar si realmente ayudan o pueden convertirse en un inconveniente más porque incita a la relajación del conductor. Así lo cree Deborah Hersman, presidenta de Safety Council, una organización de seguridad nacional sin ánimo de lucro: «El problema es la carga de trabajo cognitivo que hay en el cerebro en todo momento», comenta.

Las campañas de sensibilización, un elemento imprescindible

Ser consciente del peligro que uno asume cuando decide hacerle caso al móvil mientras conduce ha sido y es uno de los principales objetos para toda organización que procura sensibilizar sobre este tipo de acciones.

A lo largo de todo el mundo, las campañas se suceden, a cada cuál más impactante.

No obstante, cuando la difusión de todos estos riesgos no es suficiente toca pasar a la acción. Y en nuestro país somos buenos conocedores de ello.

En España usar el smartphone al volante conlleva la pérdida de tres puntos y una multa de 200 euros

Este mismo año, la DGT puso en funcionamiento unos nuevos radares que detectan a todo aquel conductor que esté usando su teléfono mientras conduce. Estos nuevos dispositivos, ubicados en 270 ubicaciones, logran captar 50 imágenes por segundo, por lo que es sencillo saber si el conductor va manipulando el móvil o si lleva puesto el cinturón.

Ser pillado por una de estas cámaras acarrea la retirada de tres puntos del carné y una multa de 200 euros, por lo que más de uno se puede pensar si merece la pena mirar ese WhatsApp o un correo recibido.

Porque, al final, una vida siempre vale mucho más.

Vía: El Economista

Temas relacionados seleccionados por la redacción:

Así detectan los nuevos radares a los conductores que usan su móvil al volante

Smartphone al volante…

La funeraria que se anuncia con este eslogan: “Chatea y conduce”

Amazon Protect: cómo es este seguro para móviles

Amazon Protect. seguro para móviles
Vodafone es el tercer operador

Vodafone asegura que no le importa ser el tercer operador

Categorías Noticias

Sobre el autor

Escribir un comentario